Nombre de los musculos

Anatomía muscular

En el cuerpo humano típico hay alrededor de 650 músculos esqueléticos[1][2][3] Casi cada músculo constituye una parte de un par de músculos bilaterales idénticos, que se encuentran en ambos lados, lo que resulta en aproximadamente 320 pares de músculos, como se presenta en este artículo. Sin embargo, el número exacto es difícil de definir. Las distintas fuentes agrupan los músculos de forma diferente, en lo que respecta a lo que se define como diferentes partes de un solo músculo o como varios músculos. También hay músculos vestigiales que están presentes en algunas personas pero ausentes en otras, como el músculo palmaris longus[4][5].

Los músculos del cuerpo humano pueden clasificarse en una serie de grupos que incluyen los músculos relacionados con la cabeza y el cuello, los músculos del torso o tronco, los músculos de las extremidades superiores y los músculos de las extremidades inferiores.

Estos músculos se describen utilizando la terminología anatómica. El término «músculo» se omite en los nombres de los músculos (excepto cuando un músculo es un origen o una inserción), y el término «hueso» se omite en los nombres de los huesos. Los términos «arteria» y «nervio» se utilizan cuando se mencionan estas estructuras.

Mapa muscular

Los griegos y los romanos realizaron los primeros estudios sobre el cuerpo humano en la cultura occidental. La clase culta de las sociedades posteriores estudiaba latín y griego, por lo que los primeros pioneros de la anatomía siguieron aplicando la terminología o las raíces latinas y griegas al nombrar los músculos del esqueleto. El gran número de músculos del cuerpo y las palabras desconocidas pueden hacer que el aprendizaje de los nombres de los músculos del cuerpo parezca desalentador, pero entender la etimología puede ayudar. La etimología es el estudio de cómo la raíz de una palabra concreta entró en una lengua y cómo el uso de la palabra evolucionó con el tiempo. Dedicar tiempo a aprender la raíz de las palabras es crucial para entender el vocabulario de la anatomía y la fisiología. Cuando entiendas los nombres de los músculos, te ayudará a recordar dónde se encuentran y qué hacen ((Figura), (Figura) y (Figura)). La pronunciación de las palabras y los términos tardará un poco en dominarse, pero una vez que tengas la información básica, los nombres y las pronunciaciones correctas serán más fáciles.

Lee más  Músculo tensor de la fascia lata

Función muscular

Tejido muscularEl cuerpo contiene tres tipos de tejido muscular: (a) músculo esquelético, (b) músculo liso y (c) músculo cardíaco. (Mismo aumento)Diagrama esquemático de los diferentes tipos de células musculares (mismo orden que el anterior).Terminología anatómica[editar en Wikidata]

Los tejidos musculares son tejidos blandos que conforman los diferentes tipos de músculos en la mayoría de los animales, y dan la capacidad de los músculos para contraerse. También se le denomina tejido miopropulsivo. El tejido muscular se forma durante el desarrollo embrionario, en un proceso conocido como miogénesis. El tejido muscular contiene unas proteínas contráctiles especiales llamadas actina y miosina que se contraen y relajan para provocar el movimiento. Entre otras muchas proteínas musculares presentes hay dos proteínas reguladoras, la troponina y la tropomiosina.

Los tejidos musculares varían según la función y la ubicación en el cuerpo. En los mamíferos, los tres tipos son: el tejido muscular esquelético o estriado, el músculo liso (no estriado) y el músculo cardíaco. El tejido muscular esquelético está formado por células musculares alargadas, llamadas fibras musculares, y es el responsable de los movimientos del cuerpo. Otros tejidos del músculo esquelético son los tendones y el perimisio[1] El músculo liso y el cardíaco se contraen involuntariamente, sin intervención consciente. Estos tipos de músculos pueden activarse tanto mediante la interacción del sistema nervioso central como recibiendo inervación de plexos periféricos o activación endocrina (hormonal). El músculo estriado o esquelético sólo se contrae voluntariamente, por influencia del sistema nervioso central. Los reflejos son una forma de activación no consciente de los músculos esqueléticos, pero no obstante surgen a través de la activación del sistema nervioso central, aunque no involucren a las estructuras corticales hasta después de que se haya producido la contracción[1].

Lee más  Relativo a la cadera o al isquion

Músculo humano

Los estudiantes de movimiento humano se enfrentan al reto de aprender anatomía musculoesquelética. En esta página se enumeran los músculos que los alumnos del curso aprenden a palpar y cuyas sujeciones y líneas de aplicación deben ilustrar en forma de vector de fuerza.

(Los músculos que atraviesan el tobillo y la articulación subastragalina están unidos proximalmente a estructuras externas al pie, por lo que se denominan músculos extrínsecos del pie. Este término los distingue de los músculos intrínsecos del pie (Smith, Weiss y Lehmkuhl, 1996, pp. 355-356), cuyo conocimiento no forma parte de los objetivos del curso).